Los auténticos dueños de los Medios de Comunicación en España


Los dueños de la información

Hace año y medio que recopilé datos sobre la distribución de la propiedad de los medios de comunicación, compilando esos datos en un solo gráfico: los dueños de la información.

Parece que el gráfico tuvo buena acogida y a mucha gente le pareció interesante. A mí, al menos, me parece útil. Una herramienta para tener presente, cuando consultamos algún medio de comunicación, a qué intereses sirve. Así que me puse manos a la obra, recopilando datos de los movimientos empresariales en el sector, para poder mostraros un nuevo gráfico, ampliado, corregido y actualizado.

Ampliado con algunos medios regionales, como la marabunta de televisiones regionales que consiguieron licencias de la TDT (copadas por la ultraderecha, me pregunto si quedará algún fascista en España sin su televisioncita). Sobre todo, he solventado un imperdonable olvido: las agencias de noticias, que nutren de información a las redacciones. Al menos las agencias españolas, no me voy a volver loco yendo detrás de Reuters (aunque sería muy interesante). La agencia EFE de Serrano Súñer y del abuelo de Aznar ahora es de la SEPI, pero el resto de agencias de noticias son privadas.

Desgraciadamente, se está generalizando la costumbre entre los media tycoons españoles, y los que juegan a serlo, de montar una verdadera matriovska de sociedades interpuestas (lo de Roures y su Dutch Sandwich es ya de película, tuve que resumirlo para que no quedase el gráfico convertido en un laberinto). Así que, con paciencia y tas consultar muchos BORMEs, creo que puedo ofrecer una foto bastante fiel a la realidad. Una foto congela un instante concreto, mientras que millones de acciones cambian de manos todos los días, pero creo que servirá para hacerse una idea de conjunto del sector de la información (y, como le gusta repetir al profesor Navarro, de la persuasión).

De persuasión neoliberal conservadora, porque si algo queda claro después de ojear el gráfico es que la derecha se toma muy en serio el control de la información. La gran mayoría de estos medios son deficitarios, y aún así los propietarios siguen manteniéndolos asumiendo las pérdidas como una inversión para lograr mayor influencia social y poder moldear, casi dictar, el pensamiento colectivo. De nuevo, parece que sólo en Euskadi existe una izquierda capaz de llevar proyectos adelante. Lo que allí es posible (varios periódicos, una televisión…) más al Sur de Pancorbo ni tan siquiera se llega a plantear. Creo que es imperiosa en la izquierda española una profunda reflexión sobre qué es lo que desea ser de mayor y los medios que va a usar para conseguirlo.

Volviendo al gráfico, al indagar un poco más han aparecido viejos conocidos como George Soros o Carlos Slim, que deben estar detrás de la mitad de las empresas del planeta. Pero también han aparecido nuevos personajes, como nuestro amigo Rodrigo Rato. A ver si lo localizáis.

De forma esquemática, podemos encontrar varios tipos de grupos de comunicación.

Los controlados por grandes grupos internacionales como Telecinco (cuya propiedad está bastante concentrada en Berlusconi), El Mundo (también propiedad de los italianos) o, sobre todo, Prisa, que pertenece a, en expresión afortunada de GurusBlog, el lado más salvaje del capitalismo internacional.

Otro caso son los medios que pertenecen a alguna de las grandes fortunas españolas como el Grupo Z, el Grupo Godó o el Grupo Planeta del marqués de Lara (aliado con los alemanes de la RTL). Por encima de todos ellos, el descomunal Vocento, propiedad de las familias de Neguri (burguesía vizcaína).

Luego está el caso del constructor botarate que quiere lavar su imagen de ladrón invirtiendo un pellizco de los millones amasados durante la burbuja en hacerse con la propiedad de medios locales y regionales (con la complicidad de los cargos autonómicos, se da por hecho, con sus licencias, sus subvenciones y sus jugosos contratos con la administración). En algunos casos, con notable éxito, como es el caso de Promecal, que poco a poco se va construyendo un pequeño imperio mediático muy apañadito.

Un tipo especial en la categoría de empresarios de la comunicación (y la persuasión) en España lo constituye la Iglesia Católica. No contentos con el poder de la COPE y tras el batacazo de Popular TV, han puesto toda la carne (y el dinero) en el asador (al menos eso parece por la velocidad a la que lo funden) con la nueva cadena, 13TV. Intereconomía se queja porque le están haciendo competencia con dinero público y de los cepillos, y en esto tienen razón.

Como en los mejores tiempos, aristrocracia, burguesía y clero unidos para imponer en la sociedad su discurso, su doctrina, una visión del mundo adecuada a sus intereses.

Finalmente, los menores costes asociados a un medio digital han permitido a periodistas, normalmente desahuciados de su puesto habitual de trabajo, a colmar su ego creando su propio medio de comunicación en Internet. De estos últimos hay ejemplos a porrillo y he tratado de tomar sólo los más importantes. Entre ellos está ElDiario.es de Escolar, en el cual tengo depositadas grandes esperanzas de que con el tiempo se convierta en una alternativa seria y rigurosa de información que oponer a la hegemonía de medios de la burguesía, la banca o la Iglesia.

Creo que es sencillo de entender, o al menos me he esforzado para simplificar al máximo la complejidad. La flecha, obviamente, significa “pertenece a”, con el % de participación si es conocido. El globo son acciones de autocartera de cada grupo. Cuando la propiedad está muy distribuida, la flecha de trazo grueso marca la participación mayoritaria, de control o relevante.

A buen seguro habré incurrido en errores (no es nada fácil saber quién está detrás de una empresa) y rápidamente quedará desactualizado. Para corregir esos datos incorrectos, os ruego vuestra colaboración.

Recopilar estos datos ha supuesto un nada desdeñable esfuerzo. Si os ha gustado, lo mejor recompensa que podría tener es que fuera útil: difundidlo, si queréis sin citar la fuente, es lo mismo. Que todo el mundo vea claramente, gráficamente, que ningún medio de comunicación es transparente, sino que la información que por ellos se vierte a la sociedad está condicionada (coloreada, adulterada, contaminada, escoged vosotros mismos el término) por muchos motivos, uno de los principales es su propiedad (quien paga, manda, como en cualquier otra empresa). Con ello presente es como tenemos que leer tal periódico o escuchar tal emisora.

Fuente: http://esmola.wordpress.com/2012/07/09/los-duenos-de-la-informacion-ii/

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s